Coloca un vaso con sal en grano, vinagre y agua en cualquier parte de tu casa. Mira aquí el porqué:

Las energías densas tienden a concentrarse en los rincones de la casa, así que, poner un vaso de agua con sal gruesa o sal de mesa, equilibra estas fuerzas y deja la casa más “liviana”.

Para lugares normales, como de una casa, donde no hay mucha gente circulando, un vaso de agua con sal en las dos esquinas es suficiente. En dos o tres días, ya se percibe la diferencia. Cuando se forman burbujas es el momento de renovar la salmuera.

Anuncios

 El Agua y la Sal. Dos formas diferentes de cristales: el uno, sólido y el otro, líquido. El agua, elemento purificador por naturaleza, y además, podemos programarla. La sal es un cristal y por lo tanto emite ondas electromagnéticas que pueden ser medidas por los radiestesistas.

Coloca un vaso con sal en granos, vinagre y agua en cualquier parte de tu casa. Mira aquí el porqué:

d

Anuncios

Desde el punto de vista científico el vinagre y la sal modifican las partículas del aire, ayudando a “limpiarlo energéticamente”.

Esto ocurre pro que el vinagre y la sal ionizan el aire. Es decir, interfieren y modifican las cargas eléctricas que existen en las partículas del aire.

Para esto necesitarás:

  • 1 Vaso de vidrio totalmente transparente)
  • Vinagre blanco
  • Sal granulada
  • Agua

Procedimiento:

En el vaso, añade un poco de sal, un poco de vinagre y un poco de agua. Ahora coloca el vaso en alguno de los lugares donde pasan más tiempo tanto las personas que habitan en la casa, como las visitas.

Deja el vaso en el lugar durante 24 horas. Después, revisa cómo se encuentra la sal: si el nivel sólo subió o se desbordó; enjuaga el vaso con abundante agua y repite el procedimiento las veces que sean necesarias.

Coloca el vaso de igual manera en otros lugares de la casa hasta que la sal deje de subir.

Nota: Debes colocar el vaso en un espacio donde no pueda ser visto para que logre absorber las malas energías de forma eficaz.

Fuente e imagen:Sal y Vinagre

 

Anuncios